San Josemaría Escrivá
"La santidad que Nuestro Señor te exige se alcanza cumpliendo con amor de Dios el trabajo, las obligaciones de cada día, que casi siempre se componen de realidades menudas".
SAN JOSEMARÍA, Fundador del Opus Dei

Últimas noticias

Una historia de San Josemaría en la Semana Santa de Sevilla

Es de sobra conocida la devoción que tenía el fundador del Opus Dei a Nuestra Señora. Lo predicó ciertamente sin descanso en sus escritos, pero, sobre todo, con el ejemplo de su vida de hijo enamorado. A este respecto, el propio San Josemaría contaba en ocasiones una anécdota ocurrida en la Semana Santa de Sevilla en el año 1945, cuando varios hijos suyos le acompañaron a ver las procesiones.

Play

Oratorio de Adviento: San Josemaría Escrivá de Balaguer

Conmemorando los 80 años de la estancia de San Josemaría en la Parroquia de San Cosme y San Damián de la ciudad de Burgos durante más de un año, se realizó este “oratorio” que refleja la espiritualidad del santo de la vida ordinaria a través del relato de su biografía.

La creación de ‘eScrivaLite App’

La creadora de una app que ofrece escritos de San Josemaría relacionados con el Evangelio de cada día, cuenta cómo se le ocurrió programar esta aplicación gratuita que está disponible en siete idiomas.

Newsletter

Si desea suscribirse para recibir nuestro boletín de noticias indíquenos por favor su correo electrónico.

Utilizamos su correo electrónico únicamente para enviarle nuestro boletín de noticias y de acuerdo con nuestra política de privacidad. Puede darse de baja en cualquier momento.

Política de privacidad y cookies

Mensaje del día

“Cadáver de Cristo”

Nicodemo y José de Arimatea –discípulos ocultos de Cristo– interceden por el desde los altos cargos que ocupan. En la hora de la soledad, del abandono total y del desprecio..., entonces dan la cara audacter (Mc XV,43)...: ¡valentía heroica!

Yo subiré con ellos al pie de la Cruz, me apretaré al Cuerpo frío, cadáver de Cristo, con el fuego de mi amor..., lo desclavaré con mis desagravios y mortificaciones..., lo envolveré con el lienzo nuevo de mi vida limpia, y lo enterraré en mi pecho de roca viva, de donde nadie me lo podrá arrancar, ¡y ahí, Señor, descansad ...